Lo importante es que nadie proteste

Alto y claro lo dijo Consultor Anónimo. ¡Bravo!

Con cuántos otros aspectos de la vida pública sucede lo mismito.

Sin ciudadanos no puede haber democracia, sólo su apariencia.