28 de Noviembre, 2005


Así negocia la Iglesia

Con ese poderío que te da tener a Dios cubriéndote las espaldas
"Recibí a los representantes de la Conferencia Episcopal -el principal portavoz era monseñor Yanes; su asesor era José María de la Cierva; el secretario de la Conferencia Episcopal era Fernando Sebastián; y el representante de la FERE, de la Federación de Enseñanza Religiosa, era Martín-. Yanes me dijo que, puesto que estaba demostrando buena disposición para el diálogo, podíamos proseguir con el procedimiento seguido hasta entonces. Y, en ese momento, sacó de la cartera unos borradores de decretos y de órdenes ministeriales, hechos en papel cebolla, un papel muy especial, donde se leía: "Decreto nº (blanco), Real Decreto nº (blanco)"; más abajo, seguía el encabezamiento del BOE, un texto y, abajo, la firma: "El ministro de Educación". Es decir, ¡ellos trasladaban sus deseos directamente en decreto! Escribían el decreto y lo único que se esperaba era que el ministro estampara la firma."

José María Maravall, primer ministro de Educación del Gobierno de Felipe González.

Las declaraciones salen en el libro de María Antonia Iglesias "La Memoria recuperada", y son parte de una conversación entre la periodista y el ex ministro.

Tomado prestado de Escolar

Hoy los recuerdos son hojas secas que giran

Este post me ha recordado una tarde de otoño de hace unos años en la que dominaban mi ánimo la melancolía por el verano terminado y la tristeza por un amor perdido.

En un patio de la facultad, entre los coches aparcados, un remolino infatigable hace girar en el suelo unas hojas de roble secas, describiendo un círculo casi perfecto.

El puto mundo injusto de mierda en el que vives

Empieza visitando esta web

Ya la has visto? Pues ahora contéstame a esta pregunta (seguro que vas a poder hacerlo aunque no hayas sido padre o madre)

¿Qué debe sentir un hombre al ver cómo su bebé se muere de pura hambre entre sus dedos? al ver cómo la vida se le esfuma sin poder hacer nada...

Estoy seguro que te has emocionado, no eres una persona insensible, seguro que más que yo.

Pero también estoy seguro de otra cosa: ni tú ni yo vamos a hacer nada, ni vamos a cambiar nada en nuestras vidas dirigido a que esto deje de suceder. Limpieza de conciencia: por otra parte, es tal la maquinaria de nuestra sociedad, y nosotros unos engranajes tan ínfimos, que tampoco podríamos hacer nada "relevante".

Y entonces me pregunto "¿cómo se puede parar esto?".

del.icio.us y otras hierbas

Sí, yo también tengo mi cuentita en del.icio.us en la que, cuando me voy acordando, coloco alguno de mis Favoritos favoritos

Ayer mientras subía otro link completamente entusiasmado, me dí cuenta que llevo como 20 ó 30 publicados, con su descripción, sus tags y toda la pesca, pero nunca he hecho una consulta o búsqueda en serio sobre lo que sea que me interese.

Para esto he seguido utilizando, como todo quisque, Google. ¿Hará todo el mundo igual? ¿o bien seré yo el único cenutrio?

Al fin y al cabo lo que me estoy preguntando es: cuál es la auténtica naturaleza y el motivo del "éxito" (cuántos usuarios tendrá del.icio.us) de esta herramienta (y otras similares web 2.0).

Porque parece estar claro que todos disfrutamos poniendo nuestra mota de polvo cósmico el el universo internet, hacernos un poquito visibles en ese lugar tan grande, tan ruidoso, tan lleno de cosas nuevas:

  • nuestros links a del.icio.us
  • las fotos a flickr
  • los vídeos a youtube
  • y el que sepa juntar cuatro palabras, pues una señora bitácora - etc

Y mira que nos afanamos en ello, y le dedicamos sus buenas horas y su dinero (que al final tienes que pillarte la ADSL a narices); el mismo tiempo que jamás le pondríamos a arreglar ese enchufe o grifo que gotea (que venga un fontanero!).

Quiero decir que aún no tengo muy claro qué utilidad/relevancia/sentido/función tiene todo esto aparte de acariciarnos el ego, haciéndonos un poco partícipes, un tanto así de protagonistas, en esta sociedad gigantesca y mediática en la que todos andamos un poco perdidos.

Dos preguntas finales, no necesariamente en este orden: ¿qué opinas tú de esto? ¿cómo es que has llegado a leer esto?

PD Muestra de mi entusiasmo por mi bitácora, es que he releeído el post, y para ponerme weblógicamente correcto he insertado los links de aquellas webs que menciono. qué esfuerzo tan fútil, verdad?